martes, 29 de septiembre de 2009

Carrefour estudia vender filiales (internacional)

El grupo francés subió la cotización de sus acciones en las negociaciones de la bolsa de París después que el diario Le Monde informara que Colony Capital LLC y Bernard Arnault presionan para que venda operaciones en mercados emergentes como China y Brasil.
Colony y Anault, los mayores accionistas de la compañía, quieren que el máximo responsable de Carrefour, Lars Olofsson, venda las filiales a fin de salvar sus inversiones en la bolsa parisina, donde ha perdido casi 30 % de su valor de mercado desde marzo de 2007, dijo Le Monde, citando a personas familiarizada con la operación a quienes no identificó. Ambos inversores están ansiosos de recuperar su dinero a través de un dividendo especial, agregó el periódico.
Ni Carrefour ni Blue Capital, el vehículo de inversión de Colony y Arnault, realizaron comentarios sobre las versiones del diario francés que ayer publicó la agencia Bloomberg.
La sociedad Carrefour fue fundada en 1959 por las familias Fournier y Defforey. En el espacio de cuatro décadas, con 69.500 millones de euros de ventas y 400.000 colaboradores en 30 países, se convirtió en el primer grupo europeo y el segundo grupo mundial de la distribución después de Walmart.
En Brasil posee un rol importante en el segmento de consumo masivo. En 2007 adquirió la empresa Atacadao por 2.200 millones de reales (825 millones de euros), en una operación que le permitió obtener una posición de liderazgo en el mercado de la distribución alimentaria. El año pasado, la cadena registró ingresos por 4.000 millones de reales (1.500 millones de euros), lo que equivale a una cuota de mercado del 4%.
Ayer, tras conocerse la versión sobre su posible venta, las acciones de Carrefour subieron 3,1 % en París. Según la información, Latinoamérica representó 12 % de la ganancia operativa de Carrefour en 2008, mientras que Asia contribuyó con 8,5 por ciento.
Las ventas en las dos regiones subieron 26 % y 11 %, respectivamente, el año pasado, mientras que avanzaron solo 1 % en Francia, que representa 44 % del ingreso de la compañía.
“Vender las filiales sería un enorme retroceso”, dijo Benoit de Broissia, analista de KBL Richelieu Gestion. “Durante años se expandieron en el extranjero para compensar una falta de crecimiento en Francia”, agregó. Carrefour subió 95 centavos a 31,80 euros, llevando su alza de este año a 16 por ciento.
Arnault, el presidente multimillonario del fabricante de bienes de lujo LVMH Moet Hennessy Louis Vuitton SA, y Colony se convirtieron en accionistas de Carrefour en marzo de 2007 y ahora poseen cerca de 14 % del capital.
Fuente: El Cronista