jueves, 7 de febrero de 2008

Sodimac invertirá US$35 millones en Perú durante 2008

Reuters

Falabella pretende lograr ventas por sobre los US$180 millones en el vecino país durante este año, a través de su división de artículos para el hogar y la construcción.
LIMA.- Sodimac Perú, unidad de artículos para la refacción del hogar y para la construcción de Falabella, dijo el jueves que prevé invertir US$35 millones este año en tiendas y que estima un alza de sus ventas mayor al 30%, por un auge del sector constructor.

Falabella -con matriz en Santiago y unidades de operación en Chile, Argentina, Colombia y Perú- tiene también una fuerte presencia en el negocio de las tiendas por departamentos y una participación menor en el rubro de supermercados.

El gerente comercial de Sodimac Perú, Emilio Van Oordt, explicó que actualmente el mercado peruano de artículos para la refacción del hogar y construcción sigue en manos de las ferreterías y del comercio informal, por lo que están decididos a lograr una mayor participación.

"Pensamos abrir seis tiendas más este año con un promedio de US$5 o US$6 millones en cada tienda, o sea invertir US$30 o US$35 millones más este año, tres o cuatro tiendas en Lima y dos o tres en provincia, dependiendo de como vayan saliendo los proyectos", dijo Van Oordt a periodistas.

La economía peruana vive un momento de vigorosa expansión en el que destaca el sector construcción que, según estimaciones oficiales, habría aportado más del 15% del Producto Interno Bruto en el 2007, mientras que la mejora del ingreso se refleja en un aumento del consumo interno.

"En el 2007 vendimos arriba de US$120 millones y este año pensamos vender arriba de US$180 millones, estamos llegando a tener el 10% del mercado y creemos que podemos alcanzar eso pronto y nuestra meta es, en algunos años, tener, por lo menos, el 30%", añadió Van Oordt.

Actualmente, cadenas como Sodimac poseen aproximadamente un 20% de un mercado cuyo movimiento anual se estima en unos US$2.000 millones en Perú y que crece a un ritmo de entre 10% y 15% anual, precisó el ejecutivo.

Según Van Oordt, el factor decisivo del crecimiento de su negocio en Perú está en el boyante crecimiento económico que empieza a cambiar los hábitos de los consumidores peruanos.

"Estamos entrando en un nivel en que parte del ingreso mensual de la gente lo está utilizando más en remodelación en arreglar su casa y eso nos ayuda a crecer en el mercado", afirmó.

La firma ve un prometedor mercado en el interior del país donde tras años de "abandono", los consumidores se hallan ávidos de más y mejores productos, lo que asegura un crecimiento de la demanda superior al 20% anual para los próximo tres o cuatro años, estimó Van Oordt.

"Allá (en las provincias) no había nada y la gente estaba siempre viajando a Lima a comprar las cosas, la oferta ha sido muy limitada y allí el crecimiento es más fuerte porque quieren, absorben todo, las tiendas en provincias para nosotros han sido un gran éxito", concluyó.

www.economiaynegocios.cl